Noticias

VIDEO Esta es la razón por la que se dice que ‘el diablo anda suelto’ el 24 de agosto

Probablemente a varios les resulte familiar la idea de que el 24 de agosto, muchos devotos católicos sugieren quedarse en casa y evitar acciones arriesgadas, ya que se dice que «el diablo anda rondando». Esta creencia proviene de la antigua leyenda sobre el encuentro que tuvo lugar entre San Bartolomé y el diablo en ese preciso día

Esta tradición es reconocida en la fe católica y se origina desde los tiempos de la Nueva España. Sin embargo, en la era contemporánea, raramente se evoca a menos que sea a través de las leyendas que la rodean.

El día 24 de agosto se celebra la festividad de San Bartolomé, una fecha que tiene una conexión directa con esta jornada tan cargada de misticismo para aquellos devotos de la fe.

De acuerdo con Catholic Culture, San Bartolomé, integrante de los 12 apóstoles de Jesús, poseía un profundo conocimiento en las leyes judías, lo que le distinguía como uno de los más eruditos entre sus pares.

La tradición relata que el diablo optó por manifestarse en el lugar donde estaba el apóstol con la intención de jugar con sus pensamientos. Lo desafió a apostar toda su riqueza en una carrera, en la que el vencedor se llevaría todo.

San Bartolomé poseía el valle de Chicama, una zona de gran valor y riqueza. Ante el desafío, solicitó la asistencia divina para superar al diablo en la contienda. Tras salir triunfante, el diablo proclamó que el 24 de agosto sería la fecha en la que volvería para vengarse de su derrota.

Por tal motivo, en la actualidad conmemoramos a San Bartolomé, reconocido como uno de los doce apóstoles de Jesús y a menudo asociado con Natanael. Es venerado como el santo patrono de diversas localidades europeas y se le invoca como protector contra afecciones de la piel y trastornos nerviosos.

Según la tradición, se sugiere que el 24 de agosto, los creyentes eviten encender cerillos o manipular fuego, pues se teme que el mismo demonio pueda causar un incendio en venganza.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *